Archivos mensuales: enero 2011

Optimismo Antropológico

Hace poco un amigo me dijo que soy un "optimista antropológico", este artículo me gusta especialmente porque demuestra que… no soy el único. Una buena versión de optimismo;

Hoy, como dice Elsa Punset, piensa en al menos 10 cosas que te hayan gustado del día de hoy, es un buen momento para empezar a hacerlo a diario. Dicen que luego no puedes dejar de ver todas las cosas buenas que nos pasan…

La película de la semana: Caballos salvajes (porque… ¡vale la pena estar vivo!)

"Se puede vivir una larga vida sin aprender nada,

se puede durar sobre la tierra sin agregar ni cambiar una pincelada del paisaje,

se puede, simplemente, no estar muerto sin estar tampoco vivo,

basta con no amar nunca, a nada, a nadie;

es la única receta infalible para no sufrir…

Yo aposté mi vida todo lo contrario.

Y hacía muchos años que definitivamente había dejado de importarme

si lo perdido era más que lo ganado.

Creía que ya estábamos a mano el mundo y yo,

ahora que ninguno de los dos respetaba demasiado al otro,

pero un día descubrí; todavía podía hacer algo para estar completamente vivo…

Antes de estar definitivamente muerto.

Entonces, me puse en movimiento."

Porque… "¡La puta! ¡Que vale la pena estar vivo!"

Enjoy it;

Un año más… pizpiretotal!

Hoy, este artículo, subido a las 7:00 am hace justo 28 años una persona que ha apoyado y sobre todo animado a que este espacio siga adelante vino al mundo, por ello (y por algunas más cosas…) va especialmente dedicado a ella.

Un año más que me ha encantado compartirlo contigo, otro año que por fín has llegado a ser lo que querías ser de mayor; una niña. Y eso que lleva tiempo llegar a ser joven

Dicen que envejecer es como escalar una gran montaña; mientas se sube las fuerzas disminuyen, pero la mirada es más libre, la vista más amplia y serena. Solo que a tu lado las fuerzas no disminuyen.

Bueno, te regalo, para este año, un adelanto de uno de nuestros propósitos;

¡Feliz día de cumpleaños!

¿Por qué los perros viven menos que las personas?‏

"Siendo veterinario fui llamado para examinar a un sabueso irlandés de 10 años de edad llamado Belker. Los dueños del perro, Ron, su esposa Lisa y su pequeño Shane, estaban muy apegados a Belker, y estaban esperando un milagro. Examiné a Belker y descubrí que estaba muriendo de cáncer. Les dije a su familia que no podíamos hacer ya nada por Belker, y me ofrecí para llevar a cabo el procedimiento de eutanasia en su casa. Hicimos los arreglos necesarios, Ron y Lisa dijeron que sería buena idea que el niño de 6 años, Shane observara el suceso. Pensaron que Shane podría aprender algo de la experiencia.
 
Al día siguiente, sentí la familiar sensación en mi garganta cuando Belker fue rodeado por la familia. Shane se veía tranquilo, acariciaba al perro por última vez, y yo me preguntaba si él comprendía lo que estaba pasando. En unos cuantos minutos Belker se quedó dormido pacíficamente para ya no despertar.
 
El pequeño niño pareció aceptar la transición de Belker sin ninguna dificultad o confusión. Nos sentamos todos por un momento preguntándonos el por qué del lamentable hecho de que la vida de las mascotas sea mas corta que la de los humanos. Shane, que había estado escuchando atentamente, dijo: "Yo sé por qué".